PICOS DE EUROPA, EL MAYOR PARQUE NATURAL DE ESPAÑA

 

El macizo leonés de Picos de Europa alberga la más amplia representación de la fauna y flora ibericas.

    Contemplados desde una nube, los Picos de Europa aparecen como una excepción geológica, como el gran espectáculo geográfico de la cordillera Cantábrica que se alza encrespado con roca madre y verdes hondos en el mismo vértice de León, Asturias y Cantabria, aunque es el macizo leonés quien aporta a este parque una mayor superficie y biodiversidad.

    Leoneses con los enclaustrados valles de Valdeón y Sajambre por los que corren en sus cabeceras los ríos Cares y Sella, santuarios tradicionales del salmón, cuyas espaldas guardan tambien leonesamente las msontañas de Riaño y la reserva nacional de Mampodre.

    Hace trescientos millones de años un mar de furias cubría todo este gran norte (se localizan fósile marinos incluso a dos mil metros de altitud) y hace unos setenta milloness de años se produjo el gran cataclismo de plegamientos calizos que construyó este bellísimo barullo de catedrales de peña con claustros inexplicables de hoyas y gargantas (desfiladeros de los Beyos y del Cares por los que buscan los ríos el cercano mar Cantábrico).

    Un complejo abanico de valles conforma cada una de las dos cuencas que se proyectan desde los 400 metros de altitud por los que discurre el río madre hasta la máxima altura de todos los macizos de Picos dde Europa, los 2664 metros del pico leonés de Torrecerredo. En todos ellos no es ajeno el hombre que establece sus pueblos y sus seculares aprovechamientos ganaderos y forestales.

La agresividad orográfica ha permitido a lo largo del tiempo un equilibrio encomiable entre la vida salvaje y la gestión humana, un pacto de coexistencia entre praderíos y bosques de gran respeto, ganados y fauna brava, hayedos y robledales, pastos de altura y cervunales, majadas de altura y cuevas naturales, esquilas y rebecos.

    El resultado es el gran relicario de la vida salvaje española: 44 especies de mamiferos (oso, corzo, jabalí, zorro, nutria...), 32 de anfibios y reptiles y nada menos que 133 de aves (con el urogallo como emblema).

    El senderismo, como práctica excursionista más recomendada en este paraje, tiene tantas opciones como sugiere la tradicional e intrincacda telaraña de caminos, sendas, canales y travesías, entre las que tiene nombre histórico la "Senda del Arcediano" que comunica Sajambre con el concejo Asturiano de Amieva. Para los curiosos de la botánica o de la fauna, la totalidad de Picos de Europa es su destino, aunque dos parajes captarán su atención, el bosque de Uruy en el Valle alto de Valdeón y las Fuentes del Sella, en el valle de Sajambre, así como el propio puerto de Panderrueda y el mirador de Pidrasitas desde los que se comprende paisajisticamente cada uno de los valles, en medio de eejmplares centenarios de hayas, robles y serbales.

    El valle de sajambre, menos agreste que el de Valdeón, sin tanta roca, conjuga la belleza natural del hábitat salvaje con asentamientos humanos de evocadora estampa. En estas montañas cantábricas tiene el oso uno de sus últimos refugios en España. La naturaleza brava de estos parajes permite su supervivencia.

Fuente: Excma. Diputación provincial de León, 1999

 
Para conocer la zona, no deje de realizar las siguientes rutas:

MAPA DE SITUACION RUTA DEL CARES RUTA DE VEGABAÑO